20 consejos para gestionar mejor tu tiempo en tu inmobiliaria

20 consejos para gestionar mejor tu tiempo en tu inmobiliaria

Sabemos muchas veces que el tiempo puede resultar un factor determinante en el día a día del profesional inmobiliario, es por ello que compartimos éstos consejos con Ustedes:

1. Siempre hay tiempo: A uno nunca “le falta tiempo.” Si no eres capaz de acabar algo en su hora, probablemente es porque no lo hayas considerado lo suficientemente urgente o divertido como para ponerlo como prioridad antes de otra cosa.

2Tu agenda diaria se llena más rápido de lo que te imaginas: Tenlo en cuenta al planear tu día.

3. Trabaja más cuando estás concentrado: Relájate cuando no puedas más.

4. Deja la multitarea: Agota tu cerebro.

5. Siempre somos más productivos con restricciones temporales.

6. La mejor forma de  trabajar, es empezar trabajando: Empieza con las pequeñas tareas para ir centrándote.

7. Trabaja de forma iterativa: Es difícil que todo salga bien a la primera.

8. Más horas no significa más trabajo: Usa las restricciones temporales como una oportunidad para acabar tu trabajo antes.

9. Separa las tareas según su dificultad: para ser más productivo.

10. Organiza las reuniones a primera hora de la mañana: Normalmente el tiempo hasta la reunión es tiempo gastado. Intenta quitártelas de encima pronto para poder trabajar sin preocupaciones.

11. Organiza esas reuniones por e-mail: Evita las interrupciones con llamadas telefónicas constantes.

12. Ten en cuenta que necesitas procrastinar: Trabaja alrededor de tiempos de procastinación. Prueba la técnica Pomodoro.

13. Divide las tareas grandes en tareas más pequeñas: Se te hará más ameno el trabajo.

14. No todas las tareas tienen la misma importancia: Prioriza. Y ten cuidado con las listas.

15. Ten siempre en mente la cosa que de verdad tienes que hacer: El resto es secundario.

16. Aprende a delegar trabajo, no responsabilidad.

17. Pasa página: Sólo piensa en hoy y en mañana. No te entretengas lamentándote con fallos del pasado.

18.  Trabaja con plazos: No extiendas las tareas indefinidamente.

19. Toma nota de todo: Eres humano, y tu memoria no es perfecta.

20. Escribe todos los pensamientos que vayas teniendo cuando estás concentrado: Así te los quitarás de la mente sin perderlos.